¿Cata o degustación?

Degustación

Una de las ventajas de la lengua española, es que permite establecer con claridad los matices. Los hispanohablantes podemos llamar por su nombre y distinguir cosas que en otros idiomas se designan con la misma palabra.
Ése es el caso de la cata y la degustación, pues se basan en las sutilezas de los sabores. Aunque en el lenguaje cotidiano tienden a confundirse, se trata de dos cosas muy distintas y la diferencia es relevante.

[dropcap]L[/dropcap]a cata del vino es un reto individual a la sensibilidad entrenada, mientras que la degustación es un placer sencillo y compartido. La cata es un desafío a los sentidos ejercitados del experto, y tiene como primer requisito la concentración. La degustación es solamente para complacer los sentidos y está al alcance de todos.

Las catas, especialmente si son competitivas, se realizan en silencio y cada catador ignora la procedencia y año de los vinos que está probando en esa treintena de copas que tiene al frente.[pullquote-left] En la cata se desconocen la añada y el origen de los vinos que se probarán. [/pullquote-left] El catador prepara su paladar para un nuevo vino, con la ayuda de un poco de agua y pan. Registra sus impresiones sin comunicarse con los demás y ante el silencio absoluto. No es precisamente un evento social, aunque nunca carece de encanto.

El catador no es una fría máquina que registra las diferencias químicas, al probar un vino de extraordinaria calidad quisiera saber de inmediato de cuál se trata y compartir sus impresiones con los demás. Pero debe guardarse su entusiasmo, pues una de las razones por las que está en la competencia es buscar los defectos de cada caldo.

La degustación es diferente, su finalidad es el placer y en ellas eres libre de expresar, con fundamento, tu opinión, tus dudas y todo tu entusiasmo. [pullquote-right]En la degustación tenemos toda la información sobre el vino. Su motivo principal es el placer.[/pullquote-right] Las etiquetas están a la vista y puedes averiguar y comentar tantos detalles como desees. Para alguien que se inicia en el mundo del vino, tal vez no sea muy prudente pretender manejar los criterios de un catador. Por ello, si aún no eres un experto, te recomendamos disfrutar del ambiente amistoso de las degustaciones.

Compartir:

Equipo Apóstoles

Un apóstol que disfruta las cosas buenas de la vida.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducir »